Las Pruebas Tecnológicas en el Proceso Judicial

La Prueba TecnológicaEl pasado lunes 17 concluyeron las jornadas de formación del curso “Las pruebas tecnológicas en el proceso judicial” organizadas, en el marco de la Universidad Abad Oliva – CEU, por Iuris Aula de Formación con colaboración con la ACPJT – Asociación Catalana de Peritos Judiciales Tecnológicos.

El objetivo del este curso ha sido realizar una aproximación al tratamiento de las pruebas tecnológicas dentro del contexto jurídico, con un enfoque teórico-práctico proporcionado por los ponentes. Este enfoque ha permitido a los profesionales del derecho asistentes valorar hasta qué punto la tecnología es una aliada más en el proceso judicial y qué valor

añadido puede la tecnología aportar al proceso tradicional basado, hasta ahora y principalmente, en las pruebas y evidencias en papel.
Por otro lado, se han proporcionado algunos conocimientos básicos que permiten trabajar de una forma más consciente y realista con las pruebas tecnológicas dentro del contexto procesal, rompiendo la natural barrera existente con respecto a éste tipo de pruebas y evidencias.
El curso estuvo dividido en cuatro ponencias de dos horas de duración cada una y distribuidas en dos jornadas. A continuación resumo las ponencias según mis notas:

1ª jornada:

  • “La prueba de Internet” por Jaume Alonso Cuevillas (Catedrático de Derecho Procesal. Abogado).
    – La tecnología cada día está más presente en la Sociedad y como derivación y consecuencia de este proceso, las pruebas tecnológicas también se hacen más presentes en el contexto procesal.
    – Los procesos jurídicos se están paulatinamente adaptando a al trabajo y la consideración de las evidencias y pruebas tecnológicas pero su velocidad de asimilación es menor que la velocidad a la que está evolucionando la propia tecnología.
    – El hecho que muchas veces el origen de las evidencias sean elementos intangibles que han de ser capturados y transformados para poder ser tratados como pruebas o evidencias tangibles, dificulta su manejo y su tratamiento jurídico.
    – Los jueces y letrados no son expertos en la tecnología y es necesario facilitar la labor de comprensión y de entendimiento, en este punto es importante considerar la participación de peritos que permitan facilitar esta labor y permita una aproximación a la tecnología y su contexto.
    – La evidencia tecnológica en ocasiones es compleja y delicada, por lo que es recomendable contar con el soporte de los peritos como profesionales cualificados.
  • “La intimidad en el lugar de trabajo: evidencia vs. derechos fundamentales” por Isabel Pedrola (Abogada).
    – Cuando se ha de realizar una actuación en el puesto de trabajo entran, inevitablemente, en conflicto los derechos personales del trabajador y los derechos de la empresa, ambos reconocidos como derechos básicos reconocidos por la Constitución.
    – Las actuaciones dentro del ámbito y contecto laboral son procesos muy delicados en los que es necesario respetar una serie de premisas para no interferir o violar los derechos mencionados.
    – Existen muchos elementos que armonizar: la empresa y los directivos, las políticas y los procedimientos, los representantes de los trabajadores, los propios trabajadores y se ha de ser respetuoso con cada uno de ellos y conocer dónde está el límite de la legalidad de cada actuación.
    – La jurisprudencia se va adaptando poco a poco a las situaciones por medio de  sentencias que permiten la interpretación de la utilización de la tecnología en cada situación y contexto, estableciéndose los límites de la legalidad.

2ª jornada

  •  “El peritaje tecnológico”, por Rafael López Rivera (Perito y Mediador Tecnológico).
    – La tipología del peritaje tecnológico: Peritaje Forense, Peritaje de Gestión, Mediación Tecnológica y Tasación, ámbito de actuación y uso de cada uno de ellos. Contexto de utilización, procedimientos y medios de las actuaciones.
    – La prueba telemática y tecnológica, su caracterización, tratamiento, procesado y garantías, cadena de custodia.
    – Contexto legal del perito, de la evidencia y la prueba tecnológica, el informe pericial como elemento de prueba, principios básicos fundamentales, metodologías de actuación y de los procesos.
    – Delitos tecnológicos, tratamiento, tipologías y clasificación, ámbitos de actuación.
  •  “Valoración judicial de la prueba pericial tecnológica”, por Francisco Ramón Lara Payán (Juez y Magistrado suplente. Abogado).
    – El tratamiento judicial para cada tipo de prueba telemática y tecnológica/metodología implicadas son diferentes y es necesario poseer un mínimo de background de conocimientos para poder considerar en su justa significación las actuaciones que se realizan o solicitan y la relevancia de las evidencias obtenidas en cada una de ellas.
    – Son numerosas las dificultades intrínsecas que en ocasiones se les presenta a los jueces y letrados para poder evaluar por sí solos las implicaciones de una prueba o evidencia telemática.
    – La muy alta fragilidad y la facilidad con que una prueba tecnológica puede ser contaminada o deteriorada hacen que se deba insistir en la conveniencia de la obtención de copias de respaldo.
    – La primordial necesidad del establecimiento de la cadena de custodia, la participación de los fedatarios públicos (notarios o secretarios judiciales) en las actuaciones, los procedimientos de custodia son básicos para garantizar la integridad e inviolabilidad de las pruebas.
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cadena de Custoria, Cursos y Formación, Delitos Informáticos, Divulgación, Legislación, Opinión, Todos y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.